10 consejos para no llegar a fin de mes con la cartera vacía

Cuántas veces te ha ocurrido que estás a punto de cerrar el mes y necesitas dinero, entonces vas al cajero, pensando que aún tienes dinero suficiente para los días restantes y te asombras al ver que te queda mucho menos. No te preocupes, no eres al único al que le sucede, de hecho a la mayoría de las personas la quincena les dura dos días menos de lo que les debería durar.

Pero esto no significa que sea imposible, de hecho es solo cuestión de buena organización y de tener ganas de hacerlo. Por esta razón te presentamos  10 consejos para que llegues a fin de mes sin preocuparte demás.

1. Fechas y cantidades

Todos tenemos en la mente el día de pago, pero pocas veces el día de corte de otros servicios. Sin embargo, es muy necesario saberlos porque así puedes distribuirlos para que no pagues todos en las mismas fechas y pierdas la mitad de tu sueldo en esos días.

2. Planifica

Si no haces un plan, no vas a conseguirlo o vas a claudicar en poco tiempo. Establece objetivos, pueden ser mensuales o quincenales. Puede ser cómo ahorrar dinero en café, no ir por postre, llevar de comer al trabajo, etc. Puedes usar Dinerio para crear un presupuesto personalizado. Dinerio liga tus cuentas bancarias para leer tu información financiera y automáticamente categorizar tus gastos y llevar un registro completo. Lo único que tendrás que apuntar manualmente son los gastos en efectivo.

3. Ordena

Si puedes tener la app de la institución bancaria es mejor, así sabrás exactamente con cuánto dinero cuentas en cada momento. Si tienes diferentes cuentas bancarias en diferentes bancos Dinerio es una excelente opción porque puedes tener un panorama general de tus finanzas desde un solo lugar. 

4. Evita el gasto hormiga

Esos gastos que a veces nos resultan insignificantes son, en muchas ocasiones los que más perjudican a nuestro bolsillo. No dudes en ahorrar en esos pequeños gastos y así convertirlos en “ahorro hormiga”.

5. Divide en tres partes

Una vez que ya sabes cuáles son tus gastos fijos, los variables y el ahorro, divide esas cantidades, para que así te sujetes sólo gastar lo que tienes contemplado en cada uno de esos rubros. Con Dinerio revisa tus presupuestos diariamente y ponte límites si ves que ya te estás pasando en alguna categoría. Ejemplo: contemplas gastar solo 1000 pesos en restaurantes al mes, y al revisar tu presupuesto te das cuenta que ya gastaste 800 pesos. Teniendo presupuestos es más fácil identificar gastos innecesarios.

6. Considera imprevistos

No eres adivino, lo sabemos, pero más vale prevenir. Considera siempre una parte de tus gastos a imprevistos, puedes ponerlo en el rubro de gastos variables y si no sucede nada durante el mes, manda esa parte a tus ahorros.

7. Sé puntual en tus pagos

Evita morosidades en tus créditos, recuerda que esto solo te lleva a tener más problemas y a gastar más dinero mensualmente.

8. Compras informadas

Cuando vayas a comprar algo que necesites siempre infórmate de forma correcta, recuerda que no siempre lo más caro es lo mejor o que necesariamente se ajuste a tus necesidades. Aprovecha ofertas y ahorra un poco.

9. Sé constante

De nada te servirá hacer todo este esfuerzo por un mes y después olvidarlo, debes ser constante para que tenga un reflejo real en tus finanzas personales, si lo sigues al pie de la letra, verás como a fin de año tendrás dinero para lo que desees.

10. Pon tu dinero a trabajar o acaba con tus deudas caras

Si uno de tus gastos fuertes es estar pagando tus diferentes créditos, unifica tus deudas, Doopla es la opción para hacerlo porque ofrece tasas mucho más accesibles que las de las instituciones tradicionales.
Si tienes dinero extra ponlo a trabajar prestando en la plataforma y así obteniendo rendimientos muy superiores a los del mercado.

Esperamos que estos consejos te sean muy útiles y que ya no sufras a fin de mes porque no te alcanza.

Artículo publicado originalmente en el blog de Doopla


Doopla

Doopla es una plataforma digital que pone en contacto a personas que buscan un préstamo con personas que tienen dinero para prestar y quieren invertir. 

Artículos relacionados